Seguimos con el repaso a los mejores objetivos para la fotografía de conciertos, una disciplina que, si has llegado hasta aquí, sabrás que entre sus particularidades suele destacar la exigencia técnica que pone a prueba no solo nuestra pericia, sino la calidad de nuestro equipo. Cualquier aficionado a la fotografía de conciertos pronto descubrirá que una parte vital para tomar mejores fotografías es, sin duda, adquirir un mejor equipo. Ojo, no estoy diciendo que sin un buen equipo no se pueda practicar esta disciplina, pero no nos vamos a engañar: luces que cambian continuamente, artistas que no paran quietos sobre el escenario, un foso abarrotado de fotógrafos, y solo unos pocos minutos para sacar lo mejor de tí… ¡y de tu equipo!

¿Esto es muy caro?

No es barato, eso queda claro. Pero no te preocupes, voy a intentar presentar diferentes opciones en diferentes rangos de precio, desde equipo que conozco de primera mano hasta alternativas que he podido leer tienen buena respuesta para esta fotografía de acción con poca luz

El teleobjetivo zoom ¿para qué me sirve?

Debido a una de sus típicas limitaciones, como es la distancia de enfoque a partir de unos 100 o 150 centímetros por lo general (con excepciones, claro), y por su ángulo de visión más cerrado, el teleobjetivo te va a servir principalmente, en salas medianas, salas grandes, o grandes escenarios de estadios deportivos o festivales. En una sala pequeña solamente te tocará mezclarte con el público a una distancia considerable para poder usar este tipo de lentes, sobre todo en su extremo de mayor distancia focal. En las medianas, tampoco va a ser muy sencillo usarlo a partir de los 105 milímetros sobre todo por temas de composición, a no ser que quieras hacer unos primerísimos primeros planos o planos detalle. En las salas grandes probablemente sea un gran aliado, aunque si quieres ir más ligero de peso puedes llevar teleobjetivos fijos de alcance medio (yo para salas tipo La Riviera, que en Madrid podría considerarse “grande”, me suelo servir de un 85mm, aunque aquí entramos en qué consideramos salas grandes). Imprescindible va a ser en escenarios de festivales o de recintos deportivos, pues en estos sueles estar a una distancia considerable del artista y a veces incluso un 200mm te llega para hacer un plano americano o un plano medio.

¿Qué teleobjetivo zoom comprar?

Recordemos lo que decíamos en anteriores entradas al respecto. Esta disciplina es una de las más exigentes para nuestro equipo a nivel técnico, por lo que si buscamos los mejores resultados tendremos que apostar por lentes luminosas (de gran apertura de diafragma) y con una buena velocidad de enfoque. Marcando estas dos características como punto de partida, añadiremos el tipo de cámara que tenemos (sensor de formato completo o no) y nuestro presupuesto y encontraremos nuestro compañero de aventuras.

Precio moderado / uso circunstancial

Si nuestro presupuesto es limitado, o solo vamos a usar el objetivo de vez en cuando, no es mala opción apuntar nuestra mirada hacia marcas compatibles con nuestra cámara, como pueden ser Tamron o Sigma.

En el caso de los teleobjetivos es, más que en el resto si cabe, vital la velocidad de enfoque. Ya sabemos que los “pata negra” de las grandes marcas van a ser rápidos y precisos enfocando pero ¿y los de terceras partes? Aquí os dejo algunos de los objetivos más interesantes, para cualquier cámara (si compráis uno, recordad que sea el compatible con vuestra marca de cámara)

Formato APSC y formato Full Frame

En formato APSC hay que recordar el famoso factor recorte, el cual hará que el ángulo de visión parezca más cerrado (aunque en verdad sea el mismo) acercándonos aún más la imagen (más bien, descartando más parte de los laterales). Esto, unido a que casi no hay teleobjetivos o focales específicas para APSC (al contrario de lo que sucede con los zoom estándar o zoom angular), hace que los teleobjetivos que usemos en APSC nos “acerquen” más aún al retratado. No es ni malo ni bueno, pero hay que tenerlo en cuenta. Esto por ejemplo no se cumple con el que fuera mi primer teleobjetivo para conciertos, el Sigma 50-150 f2.8 que, podríamos decir, ha sido reemplazado por el Sigma 50-100 f1.8 (miembro de la afamada línea “art” de Sigma) que tan buenas críticas ha recibido, aunque se puede quedar un poco corto como objetivo para festivales, si es cierto que ese 1.8 es raro de ver en el mundo de los teleobjetivos por menos de 1000 euros. Otras buenas opciones serían:

  • En Tamron tenemos ahora mismo una lente muy interesante. Descarto directamente las versiones actuales sin estabilizador porque todo lo que suelo leer sobre ellas en cuanto a la velocidad de enfoque no es muy alentador, por lo que me quedaría unicamente con el Tamron SP AF 70-200 mm F/2.8 Di VC USD, que está tanto para Canon como para Nikon. Cierto es que nos estamos yendo ya a una lente por encima de los 1000 euros, por lo que si buscas algo más barato, no te recomiendo la otra versión que actualmente tiene Tamron, quizá iría a por un Sigma de segunda mano, ya que los Sigma actuales también vienen con estabilización.
  • En Sigma, como dije yo ya tuve el 50-150 f2.8 cuando usaba APSC, y la verdad que muy contento. Su motor de enfoque patentado HSM era veloz y preciso (no al nivel de los enfoques ultrasónicos de Canon o Nikon, pero muy bueno). Y además del citado Sigma 50-100 f1.8, que tiene una pinta realmente interesante, si buscas un 70-200 tendrías que ir a por el Sigma 70-200mm f2.8 EX DG OS HSM NAF, de nuevo en versiones para Nikon, Canon y otras marcas. El precio, también alrededor de los 1000 euros
  • Por último, a día de hoy han salido para Nikon un par de lentes estabilizadas pero que en lugar de f2.8 son f4. Esto es perder un paso de apertura, pero ganar varios por la estabilización. El más económico de los dos sería el Tokina 70-200 F4 Pro Atx FX VCM-S, con un precio cercano a los 800 euros. El otro sería el propio Nikon AF-S Nikkor 70-200mm f:4G ED VR, con prestaciones similares pero que nos lleva hasta los 1500 euros.
  • Aquí el que lo parte es la versión f4 de Canon, eso si, sin estabilizador, que por unos 700 euros tienes el Canon EF 70-200MM F/4L USM: ligerísimo, rápido enfocando y bueno, pierdes un paso de luz, pero… ¡no se puede tener todo! ¿O si? Espera un minuto… también lo tienen estabilizado por unos 1100 euros 🙂 Sería el Canon EF 70-200 mm f/4L IS USM

Creo que todos los que he puesto en este punto son compatibles tanto con Full Frame como APSC, salvo el Sigma 50-100 f1.8 que si es únicamente utilizable en formato APSC

Uso profesional / exigente

Si lo que en realidad nos importa no es tanto el precio si no saber que cada foto que hagamos va a contar con el mejor equipo disponible, ese que enfoca de manera rápida y precisa, ese que incluso a f2.8 tiene una nitidez de infarto, y cuyos materiales de fabricación son de primera categoría, deberíamos decantarnos por estas otras lentes. Como siempre, reviso las dos principales marcas del mercado

Nikon

El estandarte de esta marca para la fotografía de conciertos es el Nikon AF-S 70-200mm F/2.8 G ED VRII. No lo tengo, ni lo he probado, pero tampoco me hace falta para saber que seguro es imbatible. Eso si, tiene  un competidor que está por encima en especificaciones, pero también en precio. Se trata del recien aparecido Nikon AF-S NIKKOR 70-200mm f/2.8E FL ED VR. Las diferencias, aparte de ser el nuevo un 20% más caro que el que haya sido probablemente la lente insignia de Nikon en el panorama del zoom teleobjetivo, son siempre ventajosas para el nuevo objetivo: menor distancia de enfoque, lo que significa también una mayor magnificación, menor peso (unos 100 gramos más ligero) y las bondades de la nueva lente “Flourite”, que precisamente trabaja para mejorar la calidad aligerando el conjunto. Eso si, estamos hablando ya de casi los 3000 euros de lente, y de aproximadamente los 2500 para el “viejo” VRII.

Canon

En Canon aún tenemos la suerte de poder tirar por la versión sin estabilizar, que nos ahorrará unos buenos euros si creemos que no nos hace falta. Yo soy de Nikon, no dudo de las ventajas del estabilizador, pero también he de decir que mi lente actual para estos menesteres no posee estabilizador, y me sirve en el 95% de las ocasiones a la perfección. Yendo primero a por el “tope gama”, estaríamos hablando de unos 2000 euros (considerablemente menos que el Nikon equivalente) por el Canon EF 70-200 mm f/2,8L IS II USM. Y si queremos ahorrarnos un dinero sacrificando la estabilización, por unos 1500 tenemos el Canon EF 70-200 mm/1:2,8 L USM

Como podemos ver, estamos hablando de rangos de precios que van desde los 700 euros aproximadamente hasta los casi 3000. La pregunta aquí clave es ¿cuánto vas a utilizar este objetivo? Si la respuesta es poco o muy poco, quizá te interese buscar incluso una alternativa descatalogada de segunda mano, como hice yo en su día y muy contento con mi lente actual. Hasta aquí el repaso a los zoom teleobjetivo que recomendaría para la foto de conciertos y pronto volvemos con las lentes fijas, última parte del repaso de objetivos para conciertos

Anterior Haciendo un poco de dinero: mi experiencia con la fotografía micro-stock
Siguiente Los mejores objetivos fotográficos para la foto de conciertos (I): Zoom estándar

3 Comentarios

  1. 27 mayo, 2017
    Responder

    En vuestros artículos hablais sólo de objetivos para nikon y canon, existen también otras buenas marcas que omitis, yo trabajo con full frame de pentax y sony E, que considero que no tienen nada que envidiar a las dos marcas anteriormente mencionadas.

    • photodemica
      28 mayo, 2017
      Responder

      Comprendemos nuestras limitaciones, nuestros colaboradores trabajan con Canon y Nikon, y hacer valoraciones sobre equipo que desconocen sería directamente especulación. Eso sí, esperamos poder ir ampliando plantilla y poder hablar de otros sistemas y marcas. Gracias por tu comentario

  2. […] lentes para fotografiar conciertos / música en directo. Hasta ahora hemos ido viendo los mejores teleobjetivos para la foto de conciertos, los mejores zoom angulares para fotografiar música en directo, y los mejores zoom estandar para […]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *