Hace un tiempo, el coordinador de la edición madrileña de Mondosonoro me lanzaba el reto de hacer una sesión diferente o, en sus propias palabras, “algo psicológicamente más desquiciado”, a una banda nacional de las que estaban dispuestas a dar un paso adelante en su carrera. Se trata del trío Juventud Juché, quienes para su alcamado “Movimientos” confiaron en la producción en el reputado Ian Crause, guitarra y vocalista de los ingleses Disco Inferno.

Dentro de las circunstancias que rodeaban a la sesión, concurrían una serie de factores limitantes: por un lado, la sesión sería de noche, con lo que el uso de flash se me antojaba necesario. Por otro, fue en lo más frío del invierno de 2016, por lo que necesitaba hacer algo muy rápido para que los músicos no acabasen con el rostro congestionado. Y para el toque “psicótico”, al final se escogió la idea basada en fotografía de múltiple exposición con flash que podía relacionarse con algunos conceptos de perturbación psicológica. Finalmente, la foto publicada fue ésta, que a continuación os cuento cómo hice

Exposición multiple con flash de mano por Mariano Regidor - Juventud Juché

Antes de entrar a hablar de la técnica particular, creo que es importante comentar algún detalle sobre la técnica de flash en exteriores en general para conseguir estos fondos negros, que pueden conseguirse tanto de noche como de día:

  • Primero, es importante colocar al sujeto o sujetos a retratar lejos de cualquier superficie que pueda rebotar la luz del flash. De esta manera, será más fácil que todo lo que hay por detrás de ellos quede oscuro, ya que el flash va perdiendo intensidad a medida que crece la distancia. Esto siempre y cuando se quiera eliminar o reducir el protagonismo del fondo en la imagen, claro
  • Al hilo del anterior punto, para conseguir eliminar el entorno hay que escoger una combinación de velocidad de obturación + apertura de diafragma + iso tal que, antes de pensar en el flash, sepamos que va a dejar la escena a nuestro gusto, en este caso prácticamente negra. Si no hubiésemos querido hacer esta doble exposición con flash, y teniendo en cuenta que eran las ocho o nueve de la noche en pleno febrero, para eliminar la luz ambiente de ese momento (las luces de tungsteno del centro de Madrid), simplemente hubiese bastado con una velocidad “rápida” (la que nos permita sincronizar el flash) y un diafragma cerrado y un iso bajo, siempre teniendo en cuenta las limitaciones de potencia de nuestro flash.

Seguro que puede estar bien un artículo explicando más en detalle como deshacernos de la luz ambiente con flash y las distintas opciones que poseemos para ello según la intensidad de la luz que exista en ese momento, desde los sistemas de flash de alta velocidad de sincronización (HSS) hasta el uso de filtros de densidad neutra, muy útiles en la fotografía creativa con flash en exteriores.

¿Cómo hacer este tipo de fotos de doble exposición con flash? (Versión resumida)

Una vez que hemos visto una aproximación a la eliminación de luz ambiente con flash de mano (o cualquier flash, en realidad), voy a explicar aquí cómo realicé esta fotografía. Empezaré con una versión exprés, resumida para aquellos que ya tengan cierto nivel de flash. Un poco más adelante podéis encontrar la versión explicada al detalle. La cosa es esta:

  • Disponer de un flash con destello estroboscópico o múltiple. Yo utilicé el nikon sb 800, pero actualmente en nikon esta función solo la tiene el Nikon Sb 5000, mientras que en canon sería el Canon Speedlite 600EX II-RT. También los hay de terceras marcas como el Godox V860II, el Yongnuo YN600EX-RT II o el Metz Mecablitz 64 AF-1. Estas terceras marcas pueden usarse casi siempre en casi cualquier fabricante de cámaras, eso si, escogiendo la versión correcta.
  • Montar el flash en la zapata de la cámara y configurarlo en el modo multi / RPT o su análogo para disparo múltiple. En mi caso, los parámetros elegidos fueron configurados para lanzar dos destellos, a 1/8 de potencia cada uno, y a una frecuencia de 2hz
  • Elegir un lugar en donde los retratados se encuentren bastante alejados de cualquier superficie que pueda rebotar el flash
  • Configurar la velocidad de obturación a un tiempo suficiente como para desplazar la cámara entre el primer destello del flash y el segundo. En mi caso, elegí un segundo de obturación
  • Configurar el resto de parámetros que determinan la exposición de tal manera que consigamos matar la luz ambiente casi por completo. En este caso usé estos parámetros: diafragma cerrado a f13 y sensibilidad ISO a 200
  • A mano alzada, enfocar, disparar (en ese momento salta el primer destello de flash que congela la primera imágen), mover la cámara a otra posición antes que acabe el segundo de exposición y esperar a que salte el segundo destello, que congelará la segunda imagen.

¿Cómo hacer este tipo de fotos de doble exposición con flash? (Versión completa)

Ese sería el resumen condensado de todo lo que viene a continuación, pero si quieres conocer más sobre por qué elegí cada parámetro o circunstancia técnica, a continuación me extiendo más, repasando de nuevo todos los puntos anteriores, esta vez en detalle:

  • El flash está montado en la cámara en esta ocasión. Era un antiguo Nikon sb 800 que aún sigo utilizando. El motivo de utilizar este flash es precisamente la capacidad del mismo para funcionar en modo estroboscópico, es decir, poder programar, por cada disparo de la cámara, una ráfaga de destellos concreta. Este modo se llama, en los flashes de nikon, “repeating flash” y podéis verlo al elegir los modos como “RPT”. Pero sucede que no todos los flashes de nikon tienen esta opción al estar montados en cámara. Los más económicos como por ejemplo el Nikon sb 700 (flash que también poseo y utilizo para otros esquemas de iluminación), solamente pueden disparar en este modo al ser utilizados fuera de cámara y controlados o bien por el flash incorporado vía sistema CLS (Creative Light System de nikon) o bien por algún disparador compatible con dicho sistema CLS, o bien con un flash que actúe como controlador y tenga dicha capacidad “RPT”. Por lo que he investigado, el único flash actual de nikon que puede servir tanto de controlador como de flash estroboscópico en cámara es el Nikon Sb 5000, aunque en ebay se pueden encontrar antiguos flashes que si disponen de este modo a un precio más económico como son el nikon sb-28 (aproximadamente unos 50 euros), o el nikon sb-800 que yo utilicé (puede encontrarse por menos de 200 euros en ebay)
  • Como comentaba en el punto anterior, la fotografía está tomada realizando un destello múltiple durante la exposición, conocido como flash estroboscópico en genérico y como “repeating flash” en Nikon. Creo que en Canon lo llaman “Multi Flash”, y seguramente cada fabricante tenga el suyo. Después voy a pasar a explicar un poco más en detalle cómo configurar un flash en modo estroboscópico para obtener los resultados deseados, pero ahora comentaré que, para esta imagen, el flash estaba configurado para lanzar dos destellos, a 1/8 de potencia cada uno, y a una frecuencia de 2hz, es decir, que disparé 2 destellos cada segundo, o lo que es lo mismo, un destello al inicio y un destello al final del lapso de un segundo.
  • Para conseguir mi objetivo de realizar una doble exposición con los sujetos bastante separados, el tiempo de obturación debería ser “largo”, por ello esta era la variable sobre la que iba a tener que configurar todo lo demás. El tiempo de obturación escogido fue de un segundo, por lo que, como quería dejar todo lo demás lo más negro posible, tuve que cerrar diafragma hasta f13 y bajar el iso hasta 200. Así, las tomas sin flash serían prácticamente negras (salvo la bombilla de la farola que se ve al fondo con “movimiento”)
  • Estos dos últimos puntos se interrelacionan de la siguiente manera: como quiero 2 disparos de flash en una misma obturación, y el tiempo de obturación será de 1 segundo, la frecuencia por regla general debe ser calculada en base a la fórmula que dice que número de destellos dividido de frecuencia debe ser igual a tiempo de obturación, y haciendo una simple ecuación, tenemos que 2/2 = 1. En verdad podría haber subido la frecuencia, pero entonces los disparos del flash se producirían en la primera parte de la obturación. Además, el diafragma y el iso (así como la distancia del flash a los sujetos) determinarían la potencia de destello a elegir, teniendo en cuenta que, en aquellas partes que se “superponen” imágenes, en realidad la imagen no recibe 1/8 de la potencia de flash, sino el doble, o 1/8 por cada destello, es decir, 1/4 de potencia en total. Pero al ser solamente dos destellos, la diferencia de luz sería únicamente de un “paso” o diafragma, o sea que no era tanto problema
  • En cuanto a la distancia focal, y un poco limitado por todo lo anterior (necesidad de tener una distancia corta a los sujetos desde el flash principalmente) elegí una distancia focal de 24mm que me permitía estar aproximadamente a un metro o metro y medio de ellos por lo que el flash funcionaría sin problema
  • Por último, en cuanto a la técnica de disparo, esta es sencilla de comprender si se observan los halos que produce en la imagen las bombillas de las farolas. En esta imagen (al igual que en el resto de la serie) lo único que hice fue, a mano alzada, enfocar, disparar y rápidamente mover la cámara hacia una posición distinta, lo convenientemente alejada de la primera posición como para crear una separación suficiente entre cada destello de flash. La cosa funciona de la siguiente manera: al pulsar el botón de disparo, comienza la obturación de 1 segundo, y simultáneamente se lanza el primer destello de flash, que congela la primera de las imágenes. Acto seguido, muevo la cámara (tengo un segundo completo para hacerlo) y la dejo fija en otra posición, y al final de la obturación, justo antes de finalizar la toma, salta un segundo destello que congela una nueva imagen.
  • Al grupo les dije también que probaran a cambiar ligeramente la posición de su cabeza entre destello y destello, o que siguieran (o no) con la mirada a la cámara, para obtener distintas versiones de una misma idea. Finalmente, en el disparo número 12 conseguimos la imagen que has visto hace unas líneas y que fue la elegida de toda la sesión para ilustrar su entrevista

Básicamente esta es la técnica que utilicé para esta sesión con Juventud Juché para Mondosonoro. Finalmente es la conjunción de unas cuantas variables técnicas (larga exposición, nociones de flash, técnica de flash estroboscópico, eliminación de luz ambiente…) al servicio de una idea, como siempre. En esta otra fotografía, por ejemplo, se juega un poco con la misma idea pero el movimiento en este caso no solamente lo produje yo (como puede apreciarse en la batería), sino el propio guitarrista de la banda DobleCapa

Doble Exposición con flash de mano por Mariano Regidor

¿Cómo configurar y usar correctamente el modo estroboscópico del flash?

He de admitir que yo para este tipo de técnicas soy más de experimentar y de toquetear hasta que doy con la clave, con el resultado que me gusta, y creo que es una buena forma de aprendizaje, aunque obviamente sin una base teórica previa y la experiencia que tengo de casi una década combinando luz artificial y luz natural el proceso sería mucho más lento y confuso. En este caso, mi base teórica fue el manual mismo del flash, aunque dejaré aquí unas pinceladas básicas a nivel teórico sobre este tipo de uso del flash en modo estroboscópico

  • Tres parámetros a configurar: número de destellos, potencia y frecuencia.
  • Número de destellos: simplemente cuántas veces quieres que se dispare el flash. Este es quizá el parámetro que con mayor independencia podemos configurar, pero que necesariamente limitará materialmente el libre uso de los otros dos conceptos como ahora veremos
  • Potencia, o la cantidad de luz que saldrá en cada destello de nuestra unidad de flash, medida en fracciones de la potencia total, desde el disparo a potencia completa (1/1) y a partir de ahí descendiendo siempre a la mitad de potencia (recordemos que un paso es siempre la mitad de luz que el superior): 1/2, 1/4, 1/8… Aquí viene el primer límite: la potencia multiplicada por el número de destellos no puede ser superior a la potencia total del flash (1/1). Por ejemplo, si ponemos 3 destellos, cada uno a 1/2, estaremos haciendo al flash que dispare a más potencia de la que tiene, pero eso no puede suceder ya que el flash carga una vez su potencia, y luego la irá soltando, es decir, no “recicla” potencia entre destello y destello en este modo. En este punto es importante entender también que, como seguro ya sabemos, para que la potencia del flash sea la adecuada debemos relacionarla al diafragma usado (la velocidad no influye, salvo que estemos hablando de velocidades superiores a la sincronización, pero eso es otra historia), y aquí viene un problema. Imaginemos que vamos a disparar 3 destellos de 1/4 sobre una pared, y que el diafragma que hemos usado es el que hace que la exposición sea la correcta a 1/4 de la potencia del flash. Pero como disparamos 3 veces a 1/4, tendremos el triple de luz de la que necesitábamos, por lo que deberemos reducir 3 pasos el diafragma para compensar la exposición
  • Frecuencia, o el número de disparos por segundo, es decir, la distancia en tiempo entre destellos. Tenemos que entender que podemos poner una frecuencia de 100 (100 disparos de flash en un segundo) pero sin embargo indicar que queremos solamente 4 destellos. Esto lo que hará será lanzar esos 4 destellos muy seguidos. Por ejemplo, si la obturación fuese de un segundo, los destellos se realizarían consecutivos en las cuatro primeras centésimas de segundos, mientras que en las otras 96 restantes no habría ningún destello del flash. Sin embargo, si ponemos 4 destellos, un segundo de obturación, y una frecuencia de 4 destellos por segundo o 4hz, tendremos un destello cada 1/25 segundos en lugar de una cada 1/100 como en el caso anterior. Como comenté antes,  la frecuencia por regla general debe ser calculada en base a la fórmula que dice que número de disparos dividido de frecuencia debe ser igual a tiempo de obturación. Aquí hay otro límite, como comentábamos antes, determinado por la capacidad del propio flash. No podrán ponerse frecuencias muy rápidas y potencias muy altas

Esto es, a grandes rasgos, todo lo necesario para empezar a hacer experimentos con el modo estroboscópico de vuestro flash, y la explicación a cómo hice la foto que hoy presento, y de cuya sesión podéis ver alguna más a continuación. ¡Espero que os haya resultado ilustrativo e interesante!

Exposición multiple con flash de mano por Mariano Regidor - Juventud Juché

Exposición multiple con flash de mano por Mariano Regidor - Juventud Juché

Exposición multiple con flash de mano por Mariano Regidor - Juventud Juché

 

Anterior Juan Guisado, seleccionado #photodemicadelmes
Siguiente Chema Madoz: creador de conceptos, inventor de realidades