Nikon cierra su planta en China, y deja de vender en Brasil


Hace unos meses nos enterábamos que el fabricante británico de equipos de iluminación fotográfica profesional Bowens entraba a mediados de julio en cese de operaciones. Una marca usada ampliamente por profesionales de la fotografía, que lanzó al mercado su primer flash hace ahora 70 años, ponía así punto y final a una longeva actividad que les convirtió en un referente en el mundo de la iluminación y la fotografía.

La cosa parece no acabar aquí y aunque esta vez la noticia no es tan drástica, supone una nueva alerta en el mercado de la fotografía a todos los niveles. Nikon ha anunciado hace poco que cerrará su fábrica en China en seis meses. La compañía nipona, uno de los fabricantes referencia de equipos para la fotografía, cierra una de las plantas donde fabrica desde hace años para todo el mundo, indicando que la firma se centrará en productos de mayor “valor añadido” y echando la culpa de este cierre al surgimiento de los smartphones como herramienta para capturar imágenes. Hay que tener en cuenta que, al parecer, la parte del negocio que reduce es precisamente la de las cámaras compactas, quienes están en competencia directa, en efecto, con los citados smartphones, aunque si en la planta se manufacturaban lentes o cuerpos de reflex, quizá veamos un incremento en el precio de estas

Sea como fuere, parece que uno de los grandes de la fotografía abandona, o al menos reduce, sus esfuerzos por posicionarse en el mercado de las cámaras pequeñas, lo que solo puede significar que o bien ese segmento está destinado a desaparecer, o bien que Nikon no ha sabido adaptarse rapidamente a los cambios que exigía el cliente en dicho tramo de consumo, viendo la buena salud que disponen, por ejemplo, las mirrorless de lente intercambiable y tamaño reducido de marcas como Olympus y Fuji

Además, la noticia saltaba ayer mismo: Nikon abandona Brasil para finales de año como distribuidora directa de sus productos, que los vendía a través del comercio electrónico, dejando ahora ese mercado en manos de minoristas. ¿Tenemos que temer lo peor de la mítica firma japonesa? El tiempo lo dirá

 

 

Anterior ¿Puedo utilizar libremente las imágenes que hay en internet?
Siguiente Se avecina el final del Lightroom clásico

2 Comentarios

  1. 4 diciembre, 2017
    Responder

    Buenas, no creo que sea acertado comparar las compactas con las sin espejo de fuji u olympus… Tanto por el precio como por las especificaciones técnicas de estas últimas. De hecho nikon ya ha dicho que lanzará una sin espejo en 2018. Creo que es cuestión de centrar el mercado en el segmento más alto y buscando al consumidor más avanzado.

    • photodemica
      5 diciembre, 2017
      Responder

      Es posible, pero en verdad, por poner un ejemplo, fuji oficialmente a su sistema X lo llama “Fujifilm’s X Series Compact System Cameras”, con lo cual, pese a que no sean compactas en el sentido tradicional, si que es cierto que las mirrorles son cámaras cuya principal ventaja publicitada sobre las DSLR es precisamente su tamaño y peso. Olympus y Fuji, y más recientemente Sony han demostrado a Nikon que este tipo de cámaras son una alternativa incluso en el segmento profesional, mientras que Nikon desestimó durante años trabajar en este segmento, dejando campo libre a su competencia y siguiendo sacando al mercado compactas “tradicionales”. Nos veníamos a referir un poco a esto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *